Granada registra en 2017 un nuevo récord de estancias, a pesar de la leve bajada de turistas

El número de viajeros alojados en hoteles de la provincia durante 2017 descendió un -0,47% y las pernoctaciones crecieron un 1,40% hasta los 5,87 millones

Granada ha vuelto a vivir en 2017 un buen año turístico. Los datos de la Encuesta Hotelera publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística revelan, sin embargo, que la provincia ha sufrido un ligero retroceso en la llegada de viajeros, aunque han aumentado sus estancias para disfrutar más de sus atractivos turísticos. Las cifras finales fijan en 2.826.822 el número de visitantes alojados en hoteles, 13.433 menos que el año anterior, lo que significa un descenso del -0,47%. Por el contrario, la nota positiva la ponen las pernoctaciones, que se han elevado un 1,40% hasta sumar 5.874.165 noches, una nueva cifra récord que supera en 80.900 la de 2016.

El Patronato Provincial de Turismo de Granada considera una excelente noticia el crecimiento de las pernoctaciones, ya que llevan aparejados un incremento de la estancia media, del consumo y gasto en destino y, sobre todo, una diversificación de los recursos y lugares que visita el turista en la provincia, además de la Alhambra.

El balance de 2017 es resultado del extraordinario comportamiento de la demanda extranjera, al que pueden haber contribuido las nuevas conexiones internacionales que el Aeropuerto Federico García Lorca Granada-Jaén ha dispuesto con Londres, Milán y Manchester. El número de turistas foráneos ha aumentado un notable 3,32% y sus pernoctaciones un 3,87%.

El turismo nacional, sin embargo, lleva sufriendo continuos altibajos en la última década y en 2017 ha lastrado los resultados globales de Granada. El volumen de españoles alojados en hoteles ha caído un -3,74% y las pernoctaciones un -0,59%.

Las menores cifras de turismo nacional pueden tener una doble explicación:

• La incomunicación que la provincia lleva sufriendo por tren desde hace ya casi tres años, que dificulta sobre todo la llegada de viajeros desde otras provincias y mina el desarrollo del turismo de congresos por falta de AVE. La Diputación de Granada ha cifrado en unos 400 millones de euros las pérdidas generadas por este aislamiento.

• El cambio de tendencia de consumo de alojamiento por parte de los turistas –sobre todo de quienes organizan sus viajes individualmente online– que recurren cada vez más a ofertas alternativas a los hoteles. La disponibilidad de viviendas turísticas se ha disparado en los últimos años en Granada y la falta de una estadística oficial que permita medir su grado de ocupación distorsiona notablemente los resultados turísticos. No obstante, los informes realizados por Exceltur consideran que el alojamiento P2P (Peer to peer) contratado a través de Internet supone ya en la ciudad de Granada el 55% del total, frente al 45% del tradicional. Según este estudio, por tanto, el volumen de turistas que visita la capital sería muy superior al que reflejan las estadísticas del INE.

De todos los turistas que visitan la provincia y se alojan en establecimientos hoteleros, el 52% son españoles y el 48% extranjeros. En apenas siete años, de 2010 a 2017, la diferencia entre visitantes españoles y extranjeros se ha reducido 10 puntos porcentuales. En 2010, el 62% de los turistas que se alojaban en nuestros hoteles eran españoles y el 38% extranjeros.

La reducción de la brecha entre españoles y extranjeros debe ser considerada un signo positivo para el sector turístico, que diversifica su dependencia de un único mercado y sus posibles fluctuaciones, como de hecho están ocurriendo.

En nuestro país, los principales clientes siguen concentrados en la propia Andalucía y en las Comunidades de Madrid, Valencia, Murcia y Cataluña. De fuera de nuestras fronteras, el principal emisor es Francia, seguido muy de cerca por Estados Unidos; a mayor distancia se encuentran, por este orden, Alemania, Reino Unido, Italia y Japón.

Por zonas, Granada capital sigue siendo el motor turístico de la provincia aunque paulatinamente el resto de las comarcas, con Sierra Nevada y la Costa Tropical al frente, están ganando peso específico y recibiendo cada vez mayor volumen de visitantes. El turismo rural, característico de la Alpujarra, el Poniente, el Altiplano y Guadix y El Marquesado, es una de las modalidades que más ha crecido también en los últimos años.

Por meses, en 2017 merece especial mención abril con un crecimiento de pernoctaciones del 19,30%, producido por la celebración de la Semana Santa; y un sorprendente enero (11,72%), propiciado posiblemente por los esquiadores de Sierra Nevada.

De nuevo, la provincia de Granada ha mostrado la escasa estacionalidad de su demanda: nueve de los doce meses del pasado ejercicio han superado las 400.000 pernoctaciones.

El sector turístico en la provincia de Granada sigue creciendo a un ritmo impresionante. En los últimos cinco años, de 2013 a 2017, tanto el número de turistas que nos visita como sus pernoctaciones en hoteles han aumentado un 18%.

En los últimos diez años el número de turistas en la provincia de Granada ha crecido en más de medio millón de visitantes (569.913) y sus pernoctaciones han aumentado más de un millón de noches (1.111.877).